¿Pides las sobras en el restaurante para llevar?

fideua-sobras-doggybagHoy me he comido esta estupenda fideuá, sin tener que cocinar y “gratis”.

Y no, no nos hemos convertido en grandes influencers a los que invitan a comer en los restaurantes.

Simplemente, hace unas semanas, me pusieron un plato inacabable en un restaurante y decidí pedir para llevar lo que me sobró. Ya veis que la ración es generosa, me pusieron casi el doble.

Comentaba en el blog hace unos años, que no suelo pedir las sobras para llevar, el doggy bag que lo llaman en inglés, aunque muchas veces me cuesta acabarme los platos, porque la ración es muy generosa, o porque dos platos y postre es demasiado para mí.

Es una costumbre muy práctica, que no solo nos ahorra tener que cocinar, sino que evita el malgastar comida y el desaprovechamiento. Aparte del beneficio que supone para la economía doméstica, claro.

Según la OCU, un 24% de los comensales pide las sobras para llevar. Mucho me parece, la verdad, no suelo ver mucha gente que lo haga.

¿Y vosotros, os lleváis las sobras cuando vais a un restaurante?

¿Y si no lo hacéis, es por pereza, vergüenza?¿ O porque dejáis el plato limpio como una patena? 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *